you go to my head

Martes. Catorce.

La comunidad de este mes sube de 4 a 70 euros por la cara.

El Día del Adiós. Buscar al responsable sería imposible.

Los termómetros mienten: seguro que hoy hemos tocado los 40º.

Por favor, por favor, que la soledad no me haga trizas.

He vuelto a tener un sueño eléctrico y no consigo no tener miedo.

Van Gohg intentó comer pintura.

Mi casa nunca había estado tan llena de gente ni me había parecido tan deprimente como hoy.

He querido robar diez libros. Aproximadamente. No he conseguido ninguno.

He visto cuatro palomas atropelladas.

La carne de una de las palomas estaba fresca y brillaba y he sentido un profundo asco y algo
diferente a la pena.

He escrito dos poemas.

He trazado un plan que seguramente no llegue a ninguna parte.

El cubo de rubik me mira y parece más fuerte que yo.

No quiero lamentar más pérdidas. Traza otro plan. Imagina que no existes.

Cuidado con buscar consuelo en el alcohol. Recuerda la herida del parto.

La voz de mi padre son mis pulmones encharcados. (Buscar imagen).

La voz de mi madre es áspera y lejana.

La voz de mi amante ha muerto.

He aplastado seis mosquitos.

La sangre seca me parece algo triste.

Soy sangre seca.

Mi teléfono está roto, dijo.